Caída de presión, ¿cómo reducirla?

Caída de presión, ¿cómo reducirla?
Caída de presión, ¿cómo reducirla?

La disminución de la presión del aire comprimido (medida en bares) desde la salida del compresor hasta el punto de uso se denomina «caída de presión». Esta disminución suele producirse en los equipos de tratamiento de aire, como secadores y filtros, pero también en el propio sistema de tuberías.

Un sistema bien diseñado no debe sufrir una caída de presión superior al 10%. Es decir que en una instalación donde el aire comprimido sale del compresor a 10 bar, por ejemplo la presión final en el punto de uso, si no se ha realizado un mal diseño, no debe no caer por debajo de 9 bares.

Ahorro de Energía en Aire comprimido, Caída Presión

¿Cuáles son las causas de la caída de presión?

Cualquier tipo de obstrucción, obstáculo, incluso irregularidades inesperadas en el sistema esto provocará cierta resistencia al flujo de aire y provocará una caída de presión. Los factores que generalmente causan grandes caídas de presión se pueden dividir en dos categorías:

  1. Equipos de calidad del aire. Esta categoría incluye separadores de aire / aceite, postenfriadores, separadores de humedad, secadores y también filtros de alta eficacia.
  2. Sistema de distribución. Las mayores caídas de presión se encuentran generalmente en los puntos de uso debido a mangueras demasiado estrechas, fugas, codos, tubos, conexiones, reguladores y lubricantes de tamaño inadecuado.

 ¿Cómo minimizar la caída de presión?

Reducir la caída de presión requiere dos enfoques diferentes pero complementarios: por un lado, es necesario revisar el diseño de la instalación de aire comprimido y, por otro lado, garantizar el correcto mantenimiento del equipo. Los equipos de calidad del aire, como secadores, filtros y separadores, deben seleccionarse teniendo en cuenta su impacto en la presión del sistema (los fabricantes suelen proporcionar esta información). Una vez que se optimiza la instalación, se deben seguir y documentar los protocolos de mantenimiento recomendados para cada elemento.

Mantenimiento al día, para evitar caídas de presión

Consejos para reducir la caída de presión

Algunos métodos para minimizar la caída de presión son:

Minimizar la distancia que el aire comprimido debe recorrer desde el compresor hasta el punto de uso y utilizar el número mínimo de codos y tes.

Si se da la situación de una instalación demasiado antigua que empezó con unas necesidades de caudal y potencia diferentes a las actuales, tendrán que valorar la actualización del calibre y dimensionado de la instalación.

Seleccione enfriadores, separadores, secadores y filtros provocando la menor caída de presión posible en condiciones normales de trabajo.

Elija reguladores de presión, lubricantes, mangueras y accesorios el mejor rendimiento con el diferencial de presión más bajo.

Él correcto mantenimiento de filtros y secadores no solo ayuda a prevenir daños en el sistema (corrosión, acumulación de partículas, obstrucciones, etc.), también reduce las caídas de presión causadas por estos elementos.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 2 Promedio: 5)

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies